Success Stories

Manteniendo los espermatozoides en forma (Universidad de León) Dr. Felipe Martínez-Pastor (RYC-2008-02339)

Soy investigador de la promoción 2008 del programa Ramón y Cajal, actualmente investigador contratado de la Universidad de León y (aún) a la espera de una posibilidad de estabilización. Toda mi carrera ha estado dedicada al estudio de la biología espermática, orientada a la conservación animal, a la mejora de la inseminación artificial en ganadería y, recientemente, al campo de la biomedicina. A la fecha, he participado en más de 70 publicaciones y casi 150 comunicaciones a congresos.

Me licencié como biólogo en la Universidad de León, y realicé mi tesis doctoral sobre un tema bastante exótico, la obtención y criopreservación de espermatozoides de ciervo rojo ibérico. Tras muchas aventuras en el campo y en el laboratorio, conseguí defender mi tesis doctoral. Paralelamente, colaboré en proyectos con otras especies, como el oso pardo. Un aspecto muy importante de esta etapa fueron las estancias que realicé en centros de investigación en Suecia y Sudáfrica. Especialmente en el primer caso, allí aprendí lo que es investigar y publicar.

He de reconocer que lo más relevante de esta etapa no vino de las líneas de trabajo en las que estuve colaborando, sino de mi afición por trastear con aparatos y datos. Las dos líneas que inicié, y en las que he tenido cierto éxito durante toda mi carrera, son la aplicación de citometría de flujo y métodos estadísticos en espermatología.

Tras la tesis vino un postdoc gracias al programa Juan de la Cierva, que realicé en la Universidad de Castilla-La Mancha y el Instituto de Investigación en Recursos Cinegéticos (IREC), en el grupo del Dr. Julián Garde, actualmente Vicerrector de Investigación de esta Universidad. Durante esta etapa comencé a estudiar el estrés oxidativo y el efecto de sustancias antioxidantes en espermatozoides de varias especies. Paralelamente, comencé a desarrollar una línea propia sobre el estudio de la cromatina espermática, que ya había explorado durante mi tesis doctoral. Además, realicé estancias y colaboraciones en la Universidade do Algarve (Portugal) y en la Chicago Zoological Society (USA) para aplicar mis conocimientos en espermatología a la acuicultura y a la conservación animal, respectivamente.

Debo mencionar que durante estas primeras etapas de mi carrera colaboré activamente con la Federación de Jóvenes Investigadores (FJI/Precarios), tanto como coordinador de varias comisiones como, ocasionalmente, presidente de ésta. Mi reconocimiento a su labor, que ha permitido acabar en gran parte con las becas de investigación sin derechos laborales, y que ha contribuido en gran manera a mejorar el sistema investigador español (al menos, hasta el desmantelamiento de los últimos años).

Tras tres años, conseguí el contrato Ramón y Cajal, con el que me incorporé al Instituto de Desarrollo Ganadero y Sanidad Animal de la Universidad de León en 2009. Allí instalé un laboratorio de espermatología, en el que desarrollé una línea para utilizar herramientas moleculares en el análisis de daños en el ADN espermático. También establecí colaboraciones con diversos grupos en España, Suecia, Reino Unido y Francia. También he estado colaborando en la docencia del Departamento de Biología Molecular, y participo en dos Másters, en la Universidad de León y en la Universidad de Oviedo. Desde hace tres años he comenzado a trasladar mis resultados de investigación al ámbito de los servicios, realizando análisis de calidad espermática a varias clínicas de reproducción asistida y a una empresa multinacional ganadera, y he obtenido tres patentes en relación con estos temas. Como resultado, presenté una idea de negocio para una spin-off al concurso “Vivero Universitario de Promotores Empresariales” (FUESCYL) en 2014, consiguiendo el segundo premio de la convocatoria.

Leave a Reply